Productores asociados

¿Por qué se crea Alma Nativa?

Argentina es un destacado actor dentro del comercio mundial de alimentos y materias primas de origen agropecuario. En contraposición en las zonas rurales donde se producen estos alimentos los niveles de pobreza superan a los urbanos.

La producción de materias primas en zonas rurales es parte de la cultura de las personas que las habitan. Si bien cada comunidad tiene sus particulares se puede definir como factor común que en los últimos 25 años se desarrolló un proceso de concentración económica que ha llevado a los pequeños y medianos productores a estar en desventaja económica y con dificultades para acceder a los mercados. Estas comunidades se caracterizan también por estar distantes de los grandes centros urbanos y poseen pocos recursos para la contratación de servicios especializados de comercialización y difusión.

Por otro lado las familias dedicadas a la agricultura tienen más posibilidades de aumentar su potencial cuando participan plenamente en cadenas de valor inclusivas y cuando se les da acceso a los mercados e innovación. Este contexto motivó dar impulso a una “Red de emprendimientos ricos, sanos y justos” que genere soluciones compartidas a los problemas comunes que enfrentan las comunidades rurales para el ingreso, desarrollo y ampliación de mercados.

La Asociación Cultural para el Desarrollo Integral (ACDI) promueve esta red que brinda apoyo especializado a una amplia diversidad de experiencias productivas distribuidas en diferentes regiones del país con el objetivo de generar y ampliar mercados para sus productos. Las organizaciones de la red tienen en común producir bajo criterios de sustentabilidad alineados con los principios de comercio justo que incluyen: respeto del medioambiente, creación de capacidades en productores en desventajas económicas, no discriminación, empoderamiento de la mujer, condiciones dignas de trabajo, protección de los derechos de la infancia, transparencia y acceso a precios justos.

Alma Nativa impulsa una solución comercial compartida, promueve el conocimiento y la difusión de la información de mercado, impulsa innovaciones, detecta oportunidades y expande los negocios de las organizaciones. La iniciativa beneficia de forma directa alrededor de 1,500 personas y a otras 9,780 de manera indirecta.